shop.global.1
Corazón en un árbol

Conductas para el cuidado del medio ambiente

Cómo proteger nuestro entorno cuando hacemos senderismo o escalada

Ya sea haciendo senderismo por el bosque, sorteando raíces con la bici de montaña o pasando un día de escalada, la naturaleza nos ofrece un espacio recreativo indispensable que nos permite evadirnos del agitado día a día.

No obstante, el bosque, el monte o el prado son mucho más que nuestro particular lugar de recreo. Sobre todo son el hábitat natural de innumerables animales y plantas. Para no alterar los delicados ecosistemas es importante cuidar el medio y comportarse de manera respetuosa con la flora y la fauna.

icon-mark

Para recoger leña o cualquier tipo de vegetación del bosque debemos pedir permiso con antelación.

icon-lamp

Solo en 2017 se quemaron 174.788 hectáreas de bosque y monte en España.

icon-haken

Una bolsa vacía cabe en cualquier mochila y contribuye a conservar limpia la naturaleza.

Comportamiento adecuado en el bosque

Aparcar y moverse por el bosque

Hay quien va al bosque y aparca su coche en un sitio inapropiado, dejándolo junto al sendero o incluso en medio del bosque. Esto es peligroso porque, sobre todo en verano, algunos componentes del motor sobrecalentados pueden originar un incendio. Además, un vehículo aparcado en el sitio inadecuado puede provocar otros problemas como perturbar la fertilidad del suelo o bloquear el paso de los vehículos forestales.

Por todo ello es crucial aparcar nuestro vehículo solamente en las zonas señalizadas. Estas zonas son reguladas por las leyes forestales de cada región y están indicadas de manera explícita. Tampoco debemos dejar el coche en los senderos forestales, solamente a la orilla del bosque y siempre y cuando no esté bloqueando ningún acceso o violando la normativa de tráfico vigente.

Por lo general está permitido caminar fuera de los senderos del bosque. No obstante, debes hacerlo con máximo cuidado, a fin de no dañar animales o plantas. En el caso de zonas naturales especialmente protegidas, sin embargo, lo normal es caminar solo por los caminos señalizados. Otras zonas donde puede darse esta prohibición son: cultivos forestales, madereros o cotos de caza.

Recoger plantas, hongos y madera

Los excursionistas caen fácilmente en la tentación de recolectar algunos de los coloridos frutos que suelen ofrecer los bosques. Sin embargo, flores, bayas, setas y otros productos del bosque no están tan al alcance de la mano como pueda parecer.

Como regla general, no debemos recolectar ningún producto de la naturaleza para fines comerciales; es decir, solo podemos recoger la cantidad justa para nuestro uso personal. Sin embargo, en zonas protegidas, como los Parques Naturales, ni siquiera esto está permitido: se prohíbe, de hecho, alterar ninguna especie en modo alguno. Además, en algunas comunidades autónomas la recogida de ciertos frutos, setas por ejemplo, está regulada y existen “cotos de recogida”, donde es necesario pedir permiso con antelación. En el caso de las flores silvestres[1], gobierna una norma no escrita: “puedes recoger el ramo que te quepa en una mano”. Algunas especies, no obstante, están protegidas y no deben recogerse en ningún caso[2]. Ejemplos de éstas son el jopillo, la gildana peluda y algunos tipos de tomillo.

Lo que no se permite bajo ningún concepto es la tala de árboles o ramas de estos. Como resultado de los cortes, agentes patógenos pueden invadir el ejemplar y dañarlo de forma duradera o incluso ocasionar su muerte. Solo se permite la recogida de corteza o ramas del suelo y en pequeñas cantidades, para su uso personal. Si quieres recoger leña tendrás que pedir un permiso con antelación al órgano forestal de la comunidad autónoma correspondiente[3].

Respetar a los animales salvajes

Cuando entramos en el espacio natural, estamos de algún modo invadiendo el hábitat natural de muchos animales. Por eso conviene siempre mantener la calma y moverse con cautela, a fin de no influir en el nivel de estrés de los animales salvajes que –los veamos o no– nos rodean. Hacer demasiado ruido puede despertarlos y un movimiento descuidado podría tener como consecuencia la destrucción de su vivienda. Es mejor evitar caminar por praderas y campos demasiado frondosos, y también a la hora de hacer pícnic debemos estar atentos a no asentarnos sobre hormigueros, nidos o pequeñas madrigueras y, si es necesario, ir a buscar otro lugar de descanso.

Durante los periodos de cría y anidación se requiere todavía mayor precaución, ya que muchos animales, a causa de su instinto de protección, se vuelven más sensibles y también agresivos. Infórmate sobre cómo comportarte si se te acerca un animal salvaje en nuestro artículo Encuentros con animales salvajes. Conviene, además, extremar la precaución si portamos algún animal con nosotros, como un perro. Estos deben permanecer atados y bajo control, a fin de no desencadenar una persecución no deseada.

encuentros-con-animales-salvajes
encuentros-con-animales-salvajes
encuentros-con-animales-salvajes
encuentros-con-animales-salvajes

Hacer fuego en espacios abiertos

A todos nos apetece una parrillada en el campo cuando viene el buen tiempo. Sin embargo, en España las leyes son muy restrictivas a este respecto, debido principalmente al peligro de incendio. De media se producen 13.111 incendios por año dentro del territorio español[4]; concretamente, en 2017 se quemaron 174.788 hectáreas de nuestra superficie[5], siendo la principal causa los descuidos humanos. Por eso se prohíbe terminantemente encender una hoguera o similar en bosques y montes, así como tirar colillas de cigarro. Solamente es posible hacer fuego en fincas privadas o zonas habilitadas (cada vez menos comunes). Por supuesto, en los Parques Naturales y zonas protegidas no se debe hacer fuego bajo ningún concepto. En cualquier caso, conviene revisar la ley forestal vigente o consultar el órgano autonómico correspondiente.

Evita la basura o llévala contigo

No dejes tus desperdicios tirados por el bosque. No solo dañan la estética del mismo, sino que también suponen un peligro para los animales y plantas que habitan en él. Siguiendo estos consejos puedes evitar o reducir la producción de basura en tus excursiones:

  • Utiliza botellas de agua rellenables
  • Compra frutas y verduras sin envoltorio
  • Guarda la comida en tuppers u otros recipientes reutilizables
  • Utiliza bolsas de tela en lugar de plástico
  • Elige aparatos electrónicos que funcionen con baterías recargables en lugar de con pilas
  • Utiliza billetes de viaje electrónicos en vez de impresos

No siempre es posible evitar completamente la producción de deshechos. Consejo: una bolsa de plástico vacía cabe en toda mochila, así siempre tienes a mano la posibilidad de transportar los desperdicios hasta el contenedor de basura más próximo.

Comportamiento adecuado durante las actividades al aire libre

La naturaleza nos ofrece no solo una oportunidad de descanso, sino también diversas posibilidades para practicar deportes al aire libre. Por ejemplo, una vez en el bosque, niños y mayores no suelen resistirse a trepar algunos árboles. Sin embargo, esta práctica es peligrosa tanto para nosotros como para el propio árbol. Lo mejor es consultar la legislación local al respecto, pero como regla general debemos evitar sobre todo los árboles longevos o etiquetados de algún modo, pues suelen ser ejemplares protegidos. No obstante, si vas a subir a un árbol, ¡asegurate de que no haya nidos en él!

Consejo: si quieres divertirte pero a la vez protegerte tanto a ti como a los habitantes del bosque, puedes acudir a un parque multiaventura, hoy día no es raro encontrarlos en los bosques peninsulares.

Otra actividad al aire libre con gran atractivo es la pesca. Por lo general, sólo se permite la pesca de ciertas especies y siempre utilizando exclusivamente la caña de pescar. El uso de cebos y otras restricciones en la práctica de pesca son reguladas de manera autonómica, por lo que es mejor consultar la legislación de la región correspondiente[6].

Escalada respetuosa con el entorno

Experimentar la naturaleza es una parte integral de la escalada. En España existen más de 1.200 localizaciones para disfrutar de la escalada[7]. Aunque este deporte está ganando adeptos, esto no debería repercutir en la belleza del entorno donde se practica.

Aunque a primera vista las rocas no dan la impresión de contener un boyante ecosistema, son de hecho el hogar de diversas especies animales y vegetales. Helechos y flores de roca perenne pelean por echar raíces. Murciélagos, lirones, lagartijas y halcones peregrinos tienen allí sus crías. Por eso es importante seguir siempre las reglas locales sobre escalada, para que la naturaleza y los hábitats permanezcan intactos durante mucho tiempo, y asimismo la zona de escalada con todas sus posibilidades.

Un comportamiento adecuado con el medio comienza en la preparación para la escalada. Por ejemplo, en el Parque Natural de Urkiola en el País Vasco existen una serie de regulaciones de la actividad de escalada, a fin de proteger la flora y fauna que habitan en el área[8]. Además de las zonas y temporadas en las que se permite la escalada, se establecen algunas restricciones adicionales, como la utilización de soportes fijos y otros elementos que modifiquen el entorno.

No obstante, cada zona montañosa o área de escalada tendrá sus propias normas, por lo que conviene informarse con antelación sobre las mismas.

Tres crías de cuervo en su nido sobre rocas

Un punto importante en la regulación de la escalada es la protección de las aves. Cuervos, buitres y halcones peregrinos, entre otras, construyen sus nidos en las rocas. Las temporadas de escalada se adaptan por tanto a la temporada de cría de estas aves. Es posible que encuentres señales impidiendo el paso a una cierta área por este motivo. Sin embargo, si aún así encuentras un nido mientras escalas, debes retroceder de inmediato y avisar a la autoridad competente de la zona.

También cuando te desplazas puedes ser cuidadoso con el entorno. Puedes llegar a tu destino utilizando el transporte público, compartiendo coche o incluso en bicicleta. Para llegar a la zona de escalada a menudo tendrás que utilizar caminos y senderos. Aquí se aplican las reglas generales de comportamiento en la naturaleza ya mencionadas.

Cómo cuidar el entorno cuando vamos en bicicleta de montaña

También el ciclismo de montaña está íntimamente ligado a la naturaleza: sobre tu bici, te mueves continuamente entre raíces y piedras. Para que esta actividad se haga con la máxima seguridad y respeto para el entorno, te mostramos algunas pautas a tener en cuenta[9]:

  • Conduce solo por los caminos.
  • Intenta no dejar marcas. No frenes con las ruedas de bloqueo, a no ser que se trate de una emergencia.
  • Mantén tu bicicleta bajo control. Adapta tu velocidad a cada situación.
  • Respeta a otros usuarios del entorno. Aminora tu velocidad cuando pases a su lado.
  • Estate atento a los animales. Abandona el bosque al atardecer para no molestarlos.
  • Sé precavido. Piensa en la ropa protectora, equipo y herramientas necesarios.

Cuando vayas al monte con tu bicicleta respeta igualmente las normas de comportamiento en la naturaleza; por ejemplo, evita dejar basura a tu paso y no hagas fuego donde no debes. Siguiendo estos sencillos pasos ayudarás a cuidar y proteger tu entorno natural y el de todos.

 

En resumen: comportarse adecuadamente en la naturaleza está al alcance de todos

Mediante pequeñas acciones y cumpliendo algunas restricciones puedes proteger la naturaleza de forma considerable. No dejar desperdicios tras nuestros pasos solo requiere un poco de previsión; un comportamiento adecuado en los montes y bosques garantiza la conservación del hábitat de animales y plantas. No está de más recordar: lo que para nosotros es una área recreativa donde pasar nuestro tiempo libre, para la fauna y flora de la zona es su hogar.

Fuentes de información:

[1] https://www.guiadejardin.com/2017/02/como-recoger-plantas-silvestres.html

[2] http://www.boe.es/buscar/act.php?id=BOE-A-2011-3582

[3] https://www.boe.es/diario_boe/txt.php?id=BOE-A-2015-8146

[4] http://www.mapama.gob.es/es/desarrollo-rural/estadisticas/iiff_2015_def_tcm30-442974.pdf

[5] https://www.20minutos.es/noticia/3191570/0/2017-segundo-peor-ano-incendio-forestales-decada/

[6] https://myfishingmaps.com/normativa-de-pesca/

[7] http://www.zonasdeescalada.com/

[8] http://www.bizkaia.eus/Home2/Archivos/DPTO2/Temas/Pdf/agricultura/Espacios%20Naturales/ca_Folleto_Regulacion_escalada_en_PN_Urkiola.pdf?hash=476f09899c0bdc2487f21fc56680c025

[9] http://www.fedme.es/salaprensa/upfiles/10_F_es.pdf