Filtro
Los filtros te ayudarán, usando los filtros encontrarás más rápido lo que buscas.
Para quien
Sexo
Talla EU
Color
Precio
Marca
Corte
Escote
Cuello
Largo de la manga
Silueta / Forma
Largo
Diseño
Colección

Los vestidos camiseros: una historia con un gran futuro por delante

Los vestidos camiseros o tea dresses salieron a la calle durante la Segunda Guerra Mundial y se pusieron en boga especialmente durante la década de los cuarenta. Tanto fue así que formaron parte esencial de la moda femenina más chic del momento. Su comodidad, su versatilidad, su aspecto próximo a los uniformes de trabajo, y sus múltiples opciones en cuanto a formas, colores y materiales, los convirtieron en los preferidos para muchas mujeres de la época, incluyendo a actrices de renombre y a las más famosas durante aquellos maravillosos años. Una podía ir a la oficina con sus vestidos camiseros, pero también eran perfectos para estar en casa e incluso para ir a una cena de lo más elegante. Todo dependía del modelo, de la calidad y del diseño en cuestión. Estampados, cinturones, cuellos, manga corta o larga, rayas, botones de lo más llamativos o de lo más discretos... todo era y sigue siendo posible con los vestidos camiseros más actuales. Combinarlos con el calzado adecuado para cada situación, una chaqueta, un jersey o unas bonitas medias depende solo de tu estilo personal y de tus intenciones más fashion. En C&A te damos algunas pequeñas pistas para que te conviertas en esa chica it que te corresponde ser, porque hoy, más que nunca, los vestidos camiseros vuelven a estar en boca de todas.

Vestido camisero

Vestido camisero

Los vestidos camiseros son indispensables para cualquier fondo de armario de una mujer moderna y proactiva. Pocos formatos han dado tantas opciones y alegrías a tantas y tantas mujeres a lo largo de la historia moderna. La sencillez aparente, la simplicidad de sus líneas y unos materiales siempre cómodos y pensados para amoldarse a tu feminidad son los verdaderos artífices de este éxito imperecedero que hoy te presentamos en C&A.

14 Artículos
Vista de productos
  • 1
Subir

Vestidos camiseros, siempre perfectos para cualquier momento

Hay muchas y muy diversas maneras de combinar tus vestidos camiseros. No hay más que pensar en el aspecto que pretendas conseguir o en el ambiente en el que te quieras mover para conseguir ese look ideal que siempre necesitas. Los vestidos negros lisos con cuello de camisa son un buen ejemplo para lograr tus objetivos. Prueba con un vestido de algodón orgánico con un planchado descuidado a propósito, y verás lo fácil que resulta salir a la calle cualquier día de la semana. Para un outfit más bien informal, nada como unos zapatos negros con cordones y suela gruesa y un bolso shopping de piel en amarillo canario para darle un toque de color a tu vestimenta; un conjunto genial para dar una vuelta con las amigas cualquier día de la semana.

En cuanto a los conjuntos más elegantes, los vestidos de cóctel camiseros en rasos son la elección perfecta que siempre andas buscando. Un cuello amplio con los últimos botones desabrochados, una manga hasta el codo y una apertura sutil por la parte de abajo es una declaración de intenciones para no pasar nunca desapercibida. Un estampado discreto jacquard en grises y verdes te darán esa pincelada original y distinguida para los eventos más destacados del año. Combina tu vestido con unos bonitos stilettos de charol plateados y un clutch a juego con lentejuelas y serás sin duda la mujer más admirada de la fiesta. Para la primavera, los vestidos camiseros son la mejor forma de ponerle al buen tiempo buena cara. Elige los vestidos blancos de poliéster con botones en toda la delantera y no te quedes atrás con el calzado. Unas sandalias de tacón alto a juego con un bolso rojo de mimbre rematarán un outfit del que no te querrás deshacer en toda la temporada. Si quieres algún detalle más impactante, prueba con una diadema o un lazo blanco para el pelo; un pequeño atisbo de tus dotes para la moda más femenina del momento. Otros colores, como los morados o los rosas chicle son estupendos también para los vestidos de primavera más interesantes. Cuando llegue la época estival, te proponemos los vestidos de verano más ligeros en Bio Cotton a ser posible; siempre geniales para ayudarte a soportar las altas temperaturas y mejorar la transpiración natural de tu cuerpo. Los vestidos casuales suelen dar el mejor resultado para las vacaciones veraniegas. Uno de estos vestidos sin cinturón ni nada por el estilo y con rayas diplomáticas en blancos y azules son el mejor de los resultados para salir a la calle sin alardes extraordinarios.

Elige un modelo más bien corto, a modo de camisa boyfriend, ponte unas sandalias planas de dedo en piel y caucho en marrón tostado y dale un toque especial con un bolso tipo canastilla colgado del hombro. Unas preciosas gafas de espejo al estilo más retro en tonos dorados, y disfrutarás tanto en la playa como en la montaña durante tus vacaciones favoritas del año. Tampoco queremos olvidarnos de las futuras madres. Para ellas, contamos con un nutrido elenco de vestidos premamá que no te dejarán indiferente. Los vestidos largos son una opción maravillosa para las mujeres más hermosas en un estado avanzado de gestación. Si quieres mostrar un poco de tus encantos, con dejar a la vista un buen tramo de tus piernas es más que suficiente. Un material suave al contacto de tu piel, como la seda o similares, es una idea estupenda para sentirte a gusto durante todo el día. Apuesta por los colores que más te gusten, como los tonos pastel o los caquis, ponte unas bailarinas bien cómodas en gris marengo y una bandolera en el mismo tono que el calzado, y ya tienes otro outfit increíble para esos meses más contundentes del embarazo. Algunos consejos que te vendrán de perlas, tanto para combinar tus vestidos camiseros como para amoldarlos mejor a tu estilo, son esenciales para lograr ese halo fashion y moderno que te caracteriza. Los cuerpos más esbeltos y estilizados admiten los vestidos camiseros más ajustados y atrevidos, como los vestidos camiseros con algo de elastano en su composición. Las siluetas más contundentes suelen ir más acordes con vestidos rectos o sueltos para armonizar la imagen de conjunto. Los tacones altos siempre te ayudan a mejorar tu perfil y tu figura aunque, por otro lado, las zapatillas deportivas aportarán un toque de jovialidad y confort para los días más cotidianos; un calzado ideal para romper así un poco la monotonía de la semana.

Y, si hablamos del mantenimiento, nada como estar atenta a los materiales y a los colores para que tus vestidos camiseros preferidos te duren varias temporadas seguidas en tu vestidor. Los algodones es mejor lavarlos a temperaturas medias, a ser posible, con suavizante. Las telas más delicadas conviene lavarlas sin centrifugado y en solitario para evitar el roce y el desgaste con otras prendas. Los colores más suaves no hay que mezclarlos nunca con otros más llamativos que puedan estropear o variar el color de tus vestidos camiseros originales. Como ves, todo tiene su truco y sus secretos. Mira bien las etiquetas y la composición de tus vestidos camiseros antes de lavarlos y disfruta siempre de la moda más femenina en C&A a precios inconfundibles.