shop.global.1
Filtro
Talla EU
Color
Marca
Diseño
Colección

Poncho

1 Artículo
Vista de productos
  • 1
Subir

El pocho: un estilo muy personal con una historia muy diferente

Existe un amplio consenso acerca del origen de esta prenda. Los pueblos andinos de Sudamérica son sin duda los verdaderos artífices de esta pieza tan excepcional como práctica. El colorido clásico de las ropas típicas del continente sudamericano, la sencillez intrínseca de su diseño, sus materiales robustos y duraderos y un toque especial derivado de las vestimentas más tradicionales americanas conforman la combinación ideal para darle al poncho el estatus que se merece dentro de la moda internacional.

Este objeto de culto textil se basa en un diseño muy sencillo: un trozo de tela gruesa y rectangular con un agujero hecho en el centro para introducir la cabeza. El resto de la tela cae sobre los hombros y el cuerpo de forma que los brazos siguen teniendo la movilidad requerida para cualquier tipo de menesteres. Pero el poncho no solo servía como una prenda de abrigo, sino que hacía también las funciones de impermeable, bufanda, manta e incluso de almohada cuando se dormía a la intemperie. Hoy en día, C&A continúa con esta tradición actualizándola de forma precisa a tus necesidades.

El poncho viste, protege y te da ese estilo personal que tanto te gusta

Hay muchos tipos de ponchos en el mercado, con sus diferentes cortes, acabados e incluso finalidades. En C&A te proponemos el modelo perfecto para cada ocasión. Además de sugerirte algunas combinaciones interesantes, también te ofrecemos unos precios realmente asequibles para facilitarte aún más las cosas a la hora de elegir. Una de las características fundamentales de los ponchos es su simplicidad primigenia. Basándonos en esta premisa, podemos empezar a plantear las diferentes opciones para que luzcas tan guapa y perfecta como te mereces.

Si pensamos en una prenda de abrigo para la primavera o el otoño, cuando las lluvias son lo habitual o el frío empieza a hacer acto de presencia, este artículo se convierte en una prenda esencial que no puedes olvidar en el armario. Apuesta por un modelo contundente en lo que a material se refiere, con bastante tela y algo de peso, y empieza tu aventura dentro del mundo de la moda. La viscosa y el poliéster son dos materiales geniales para esas épocas del año. Prueba con un diseño de estampados tartán en tonos tierra, combínalo con unas botas estilo hípica en piel tostada, unos jeggings ajustados en color beige y un bolso shopping a juego con el calzado. Este modelo es genial y sencillo para dar una vuelta con las amigas cualquier día de la semana. Estarás siempre estupenda sin tener que complicarte la existencia.

Si buscas algo más sofisticado, como un look de noche para salir con los amigos, te proponemos un poncho más ligero y con flecos en la parte baja. Un estampado jacquard en tonos grises, combinado con un vestido de tubo negro con algo de elastano y unos botines estupendos de cuero en el mismo tono que el poncho te darán ese aspecto femenino que tanto te gusta para las noches más locas. No olvides elegir un clutch de piel a juego con el vestido para completar este magnífico conjunto.

Para un outfit más casual y atrevido, te recomendamos los ponchos abiertos por delante en colores vivos, como un rojo intenso, y unos pantalones capri de algodón Bio ceñidos al cuerpo en color blanco. Unos zapatos oxford a juego con un sombrero fedora en azul pastel y unas gafas de sol retro conformarán la guinda para un look tan desinhibido como este; genial para esos días que necesites levantar el ánimo. Para las que prefieren un toque especial para las noches más íntimas, proponemos los ponchos más femeninos con transparencias y acabados lenceros ciertamente interesantes. Un color lila combinado con un conjunto de ropa interior blanca, y la noche será toda tuya.

La mejor manera de llevar un poncho y de mantenerlo en perfectas condiciones

Cada cuerpo esconde sus propios secretos. No todas las figuras son iguales ni tampoco todas las mujeres quieren destacar las mismas partes de su silueta. Un poncho largo y abierto por delante es un buen aliado para todas aquellas que quieran tamizar sus caderas y unificar un poco sus líneas verticales. Los ponchos más cortos, por encima de la cintura, son geniales para todo lo contrario; una manera perfecta de marcar las curvas. Otra opción son los ponchos con cinturón; siempre dispuestos a cumplir las expectativas de la persona que los lleve. Un consejo de regalo: nunca combines un poncho con una parte de abajo demasiado abigarrada o recargada. Esto podría mandar al traste todo el conjunto.

Al hablar de los materiales, las posibilidades son muchas y variadas. Acrílicos, viscosas, elastanos, poliésteres, algodones e incluso lanas son algunos de los muchos elementos con los que se puede confeccionar un poncho en la actualidad. En C&A apostamos más por las cosas sencillas y de precios reducidos. Es por eso que, en este tipo de prendas, el acrílico, el elastano, el algodón y el poliéster son los materiales más comunes en esta colección. Todos estos tejidos son fáciles de mantener y de cuidar si sigues los pasos adecuados.

En primer lugar, para lavarlos en la lavadora, siempre es mejor que le des la vuelta a tu poncho para que no se desgaste en exceso la parte más visible con el roce del resto de las prendas. La temperatura puede variar bastante sobre todo si se trata de Bio Cotton, que soporta temperaturas más altas de lavado que el resto de los materiales nombrados. De todas formas, siempre es mejor hacerlo con agua tibia y jabones líquidos, especialmente si el poncho en cuestión es colorido e incluso de tonos muy oscuros. De esta manera evitarás que pierda el color rápidamente o que salgan surcos blanquecinos tras cada lavado. Como cada material es diferente, lo mejor es seguir siempre las instrucciones de las etiquetas para saber también qué tipo de mantenimiento necesita cada poncho.